Creación y destino

I - Ensayos de crítica literaria / II - La realidad del sueño

Autor:
  • Albert Béguin

$1.500

ISBN: 9789681625641

En la escritura de decide un destino. Por ello no es sólo el texto lo que debe importar al crítico, sino la experiencia que subyace en la creación literaria. La interrogación que se hace al texto debe conducir hacia el ser. La escritura, la lectura y la escritura de esa lectura son actos creadores que reconcilian al hombre con la vida; la poesía, dice Albert Béguin, es el único medio a través del cual podemos intentar la armonía entre nuestro ser y todo aquello que no somos.
Albert Béguin había proyectado la edición de un volumen que recogiera sus ensayos sobre la poesía y los poetas franceses, y que expusiera las etapas de una investigación que abarcó toda su vida. La muerte truncó ese proyecto. Al reunir en dos volúmenes sus mejores ensayos, agrupados según las exigencias del autor y pensando en los intereses del lector contemporáneo, Pierre Grotzer nos restituye, en Creación y destino, una de las empresas intelectuales más notables de las letras modernas: la poética de Albert Béguin. El primer tomo compila su producción teórica; el segundo recoge los ensayos sobre sus poetas y novelistas preferidos.
En su exploración de universos poéticos y novelísticos tan diversos como el de Paul Valéry, el de Balzac o el de Paul Claudel, Albert Béguin perseguía algo más que la exégesis: sus ensayos son etapas de un camino por el que buscaba comprender las elusivas relaciones entre el conocimiento místico, convencido de que ambos revelan una verdad más profunda y más oscura que la entregada por el conocimiento racional. El peligro de destruir la riqueza de esos contenidos con teorías racionales lo llevó, junto con otros pensadores de la escuela de Ginebra, como Marcel Raymond y Jean Rouset, a reivindicar el valor de la subjetividad como instrumento de la crítica literaria, y a producir obras de la talla de El alma romántica y el sueño o Creación y destino. Sus investigaciones literarias son algo más que ejercicios intelectuales: forman parte de su propia evolución espiritual y tiene todo el aliento y la originalidad de la búsqueda emprendida bajo los auspicios de una frase de Novalis: El camino misterioso va hacia el interior. Acompañados de un prefacio de Marcel Raymond, compañero de la aventura, los ensayos del segundo tomo dan testimonio del proceso y son una contribución al entendimiento de algunos de los instantes más enigmáticos y fascinantes de la literatura francesa.
De Albert Béguin, FCE ha publicado El alma romántica y el sueño.

Detalle

Albert Béguin

Lector ávido desde su infancia, Albert Béguin (1901-1957) hace estudios de letras sin mucha convicción, ya que, en su opinión, los métodos de enseñanza matan el placer y el valor de las grandes obras. Sin embargo, prosigue su formación descubriendo nuevos autores, frecuentando los círculos literarios y traduciendo a los románticos alemanes. Consigue la cátedra de literatura francesa en una universidad alemana y, durante el periodo que corresponde al ascenso del nazismo, prepara su tesis. El sueño en los románticos alemanes y en la poesía francesa moderna que, más tarde, publica en Suiza con el título que la volverá célebre: El alma romántica y el sueño (1939). Al término de su estancia en Alemania, regresa a enseñar en Ginebra y en Basilea, publica algunos ensayos en contra del militarismo, pero al estallar la guerra busca la manera de no ser solamente un testigo ineficaz e impotente y, en los Cahiers du Róhoné (1942), se une a todas las voces pacifistas que abogan por la defensa de los valores intelectuales y espirituales tanto germánicos como franceses, cuya destrucción, es una pesadilla, representaría una pérdida irreparable para el humanismo occidental. Terminada la guerra, se instala en Paris y colabora en diversas revistas, en la editorial Le Seuily, en 1950, asume la dirección de la revista Esprit, a cuya cabeza permanece hasta su muerte. Mientras tanto, sigue publicando ensayos de crítica literaria y encargándose de reediciones críticas de autores importantes como Hoffmann y Bernanos. La postura de Béguin ante la literatura es comparable a la que adopta frente a los hombres: hay que comprenderlos. En ambos casos se trata de subjetividades que no es posible aprehender mediante métodos objetivos o científicos, en todo caso, para él, una obra es el síntoma de una época. El medio de conocimiento de lo que los hombres de hoy son en su conjunto está esencialmente en el arte, la pintura, la música y la literatura de hoy.

Leer más